martes, 2 de septiembre de 2014

Sphinx, parón indefinido

A continuación reproducimos el comunicado que Manuel Rodriguez, vocalista de SPHINX, ha dejado en su Facebook anunciando la disolución de la banda.

"Estimados amigos, es difícil redactar una nota como esta, pero creo que es lo justo para contaros a la gran cantidad de amigos y fans que siguen y apoyan a Sphinx desde hace casi 18 años, cuando pusimos en marcha esta banda allá por 1995, lo que, tras muchos meses de meditación, pensamos que es lo mejor en estos momentos.

El paso de los años, y sobre todo los eternos problemas que no dejan de aparecer en el seno de Sphinx, han mermado profundamente la ilusión y la motivación necesarias para seguir adelante con la que ha sido nuestra banda de siempre. Son muchos años de lucha, toda lucha larga acaba pasando factura, y ha acabado agotándonos tras ver que el resultado de tanto esfuerzo no es el que esperábamos.

El último gran golpe de desmotivación para nuestra banda, se produjo el pasado mes de febrero, cuando nuestro compañero Santi, se vio obligado a cancelar su actividad con el grupo tras establecer su nueva residencia en Barcelona, haciendo inviable contar con él de cara a realizar la que iba a ser la gira de presentación del que ha sido nuestro último LP “Chronos”.


Desde entonces hemos tratado de buscar solución a tan grave problema, pero a la incapacidad de encontrarla, se suma el desgaste de muchos años al pie del cañón, y ha llegado un momento en el que seguir adelante, se ha convertido para nosotros en un pesado ejercicio de auto imposición, lo cual no es nada bueno para algo que debemos hacer con muchas ganas y mucho empeño, donde el estado mental juega un papel fundamental para poder desarrollar la creatividad y seguir componiendo nuevas canciones, para poder dar el 200% por algo en lo que de verdad crees.
Siento con todo mi pesar admitir que ahora mismo no cumplimos con esos requisitos, y así hoy os lo expreso, pues no es justo para vosotros permanecer más en este letargo de silencio e inactividad en el que llevamos sumidos desde hace meses.


Estoy muy de acuerdo con esa gran frase que dice que una retirada a tiempo es una victoria, y creemos que este es el momento apropiado.

Mis compañeros y yo hemos decidido darle un respiro a nuestra carrera, lo que se suele llamar un punto y aparte, o seguido, ahora mismo no podemos deciros cuál de los dos será. De lo que si somos muy conscientes, es de que necesitamos dejar que la esfinge descanse una temporada indefinida, necesitamos descansar y reponer fuerzas de la gran responsabilidad que supone tirar del viejo y pesado carro en el que se ha convertido Sphinx en los últimos meses.

Nos hemos puesto el listón muy alto en todos los niveles, y creemos que ahora llega el momento de dejarlo ahí, de dejaros con un buen sabor de boca a quienes siempre recordéis a Sphinx.

Esta banda nos ha regalado muchísimos momentos inolvidables, hemos podido celebrar muchas metas alcanzadas, hemos conocido gente maravillosa, muchos grandes amigos, profesionales de la comunicación, grandes bandas de buenos compañeros, grandes festivales, decenas de ciudades por todo el país que no conocíamos. Pero sobre todo, nos sentimos muy orgullosos de haberlo hecho por el amor que le tenemos a esta música, si, lo hemos hecho por amor al arte, nos hemos dejado media vida en ello, y en algunos casos incluso la salud, pero qué cojones, ha merecido muchísimo la pena.

Nos quedamos con ese precioso recuerdo, y sobre todo con el gran legado que os dejamos, 5 discos maravillosos que han sido 5 grandes trozos de nuestras vidas y de la de todos los que habéis disfrutado con nuestra música.

Estoy seguro de que todos los que aun somos parte de esta banda, seguiremos por separado llevando muy presente ese legado que Sphinx ha dejado en nuestras vidas y nuestra forma de hacer Heavy Metal. Seguro que muy pronto disfrutareis de ello, buena parte de mis compañeros ya están inmersos en nuevos proyectos, y en mi caso, también espero poder ofreceros nuevas noticias en cuanto me sea posible recomponer mi romance con la música.

Solo nos queda daros las gracias a todos los que habéis sido parte de esta historia llamada Sphinx. Ojala algún día tengamos de nuevo las fuerzas necesarias para volver a escribir nuevas páginas de ella, quién sabe?

Porque ya sabéis: es la magia de una esfinge!!!

Hasta pronto amigos."


Manuel Rodríguez

No hay comentarios:

Publicar un comentario